domingo, 12 de abril de 2009

La Resurrección de Jesús


El domingo de pascua es el día que incluso la iglesia mas pobre se reviste de sus mejores ornamentos y se embellese con las flores mas hermosas, el numero en que se agregan a la sagrada mesa el mayor número de fieles, y en el cual aún en las parroquias de mas débil cristiandad, la comunidad cristiana se entrega al gozo mas visible.
Él organo con sus melodías inimitables, o el modesto armonío, acompañan los cantos que se elevan a Jesús resucitado. los que han olvidado las palabras de los viejos cánticos, las vuelven a recordar.
Pascua es la cima del año litúrgico.Es el aniversario del triunfo de Cristo.Es la feliz conclusión del drama de la pasión, la alegría inmensa que sigue el dolor, pero el dolor y gozo se funden, pues se refiere a la historía al acontecimiento mas importante de la humanidad: el rescate por el hijo de Dios por el pecado original.
Pablo dice: "aquel que a resucitado a jesus devolvera asi mismo la vida a nuestros cuerpos mortales."
No se puede comprender ni explicar la grandeza de la pascua cristiana sin evocar la pascua judía, que israel festejaba, que festeja todavía, como lo festejaron los hebreos hace 3,000 años, la víspera de su partida de Egipto, por orden de Moisés.
El mismo Jesús celebro la pascua todos los años durante su vida terrena, según el ritual en vigor entre el pueblo de Dios hasta el último año de su vida. en cuya pascua tuvo efecto la cena la insiucion de la eucaristia. cristo al celebrar la pascua en la cena,dio a la conmemoración tradicional de la liberación del pueblo judío un sentido nuevo y mucho mas amplio. no es aún pueblo, ni a una nación aislada aquien el libera, si no al mundo entero, al que prepara para el reino de los cielos.
Las pascuas cristianas -llenas de profundas simbologías- celebran la protección que Cristo no ha cesado ni cesará de dispensar a la Iglesia hasta que Él abra las puertas de la Jerusalén celestial. La fiesta de Pascua es, ante todo la representación del acontecimiento clave de la humanidad, la Resurrección de Jesús después de su muerte consentida por Él para el rescate y la rehabilitación del hombre caído. Este acontecimiento es un hecho histórico innegable. Además de que todos los evangelistas lo han referido. el apostol Pablo lo confirma como el historiador que se apoya, no solamente en pruebas, sino en testimonios.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada